Vendimia Solidaria

El importante rol de radio "Nihuil"

La emisora se ha transformado en un referente para mendocinos que buscan y brindan ayuda. Las campañas lanzadas en épocas de crisis social tuvieron muy buena repercusión y fueron un éxito.

"Inexorablemente somos un medio solidario", fue la frase que eligió Ariel Robert, gerente general de radios de UNO Medios para definir por qué radio Nihuil se transformó en un referente donde los mendocinos buscan y brindan ayuda. 

Desde sus inicios, por sus micrófonos no sólo se transmiten noticias informativas y de entretenimiento, sino que también se evidencian grandes logros que confirman que el medio se transformó en un puente "entre los que quieren dar y los que necesitan recibir", afirmó. 

Historia de las campañas 

Un reflejo de esta impronta son las campañas solidarias Buena Leche, en 2002, que constituyó un valioso aporte para mejorar la alimentación de los niños -en el contexto de las crisis económica que afligía a la sociedad por aquel entonces-, y la que se realizó en 2003 para llevar ayuda a Santa Fe, ciudad que fue devastada producto del ingreso de las aguas del río Salado, afectando a unas 200.000 personas, con decenas de víctimas fatales y pérdidas económicas y productivas multimillonarias. 

"La radio, por su misma concepción ontológica, desde sus inicios y ya con el viejo uso del pedido de sangre, es considerada un medio solidario", dijo Ariel Robert . Y agregó: "La respuesta que recibimos de los ciudadanos a la hora de poner en marcha una campaña es increíble; por ejemplo, cuando ayudamos a Santa Fe recuerdo que llegamos a enviar hasta cinco camiones repletos de mercadería y para eso contamos con el apoyo de un empresario que puso los vehículos a disposición, cubrió los traslados y el personal para hacerlo". 

"Es decir que desde todas las áreas sociales obtuvimos ayuda, porque uno se emociona tanto cuando ve a una persona de bajos recursos que llega desde lejos en colectivo para traer su donación como cuando un dirigente de empresa también pone su granito de arena". 

Por su simplicidad, podría afirmarse que la radio se convirtió en el canal más poderoso de comunicación para que los grupos más vulnerables puedan hacer saber sus necesidades y quienes tengan el deseo de colaborar consigan realizarlo. 

"La radio sirve", rezaba el eslogan de la campaña solidaria Buena Leche, y los resultados del trabajo lo demuestran: más de 52.000 chicos de 150 escuelas fueron beneficiarias. 
Respecto de la metodología de trabajo, Ariel Robert explicó: "Obviamente que hay ser cuidadosos con la organización, detectar inclusive las cadenas de distribución de los productos, las personas que los reciban y otros puntos". 

A propósito de eso, contó: "Cuando realizamos esa campaña había una cooperativa de taxis que nos ayudaba con la recolección de lo donado casa por casa; para que la entrega fuera clara le entregábamos a la persona que ayudaba un recibo de características inviolables, era una forma de asegurarnos de que lo entregado tuviera el destino adecuado". 

Escuchar y actuar 

Son constantes los pedidos que llegan a la emisora. Tanto particulares como organizaciones sociales buscan en el medio un espacio para paliar sus necesidades. 

"Ante los llamados y pedidos uno no puede mirar para otro lado. Hay casos que son específicos y sucede que cuando nos enteramos del pedido nos miramos y decimos: `Tenemos que hacer algo'. Ahí nomás nos organizamos; puede ser para recaudar dinero para alguna persona que tiene que operarse, hacer un tratamiento costoso o hasta una cruzada solidaria que tenga un fin concreto", concluyó Robert.